Atlético - Deportivo: El show de las marionetas calvas

Ayer me bajé en Puerta de Toledo. Tenía tiempo y estaba cansado de las aglomeraciones de Pirámides. Pensaba comprar un bocadillo en el Bar de Santo, bajar a la puerta cero, dejarme la garganta, subir a mi asiento, volverme a dejar la garganta y lo que Dios quisiera a partir de entonces. Sin embargo, al otro lado del cruce nada más salir del Metro se me acercó un mendigo apacible, un anciano de estos que se parecen a Ernest Hemingway, un Hobo, como los llaman los americanos. No doy limosnas, pero no le niego a nadie un cigarrillo.
- ¿De que equipo es esa bufanda? Me dijo con acento yanqui, quizá británico.
- Del Atleti.
- Ah, Atlantic. Yo viví en Marbella una temporada, Jesús Gil.
- Sí, Jesús Gil, cómo no.
- Antes Marbella era bonita. Robaban, pero era bonita y no te molestaban. Ahora, roban y no bonita…

Y se abrió el semáforo. Me despedí del Hobo, le dejé con su botín humeante con filtro y me fui en dirección a la puerta cero. Mientras bajaba la calle, pensé en que este sería el tipo ideal de clientela que quieren los del palco: Un Atlético en el que se pueda robar y a la gente le diese igual, mientras no les molesten y les dejen el club bonito. Un club de caciques y mendigos.

Me dejé la voz en la puerta cero. El tabaco no ayudó, aunque la Fanta Naranja vino al rescate. Y otra vez pensando en el hobo: “Primero fue Marbella, y luego el Calderón…”,"Gil culpable, Cerezo marioneta". Y otro gran hit entre tantos que algún dia coreará todo el estadio: "Cerezo lleva peluca".

Y finalmente, el partido. Volví a dejarme la voz, o lo que quedaba de ella. Forlán y Kun nos llevan a Champions, pero también Pernía, Cleber, Eller… también ellos lo han conseguido. Con una planificación mínimamente inteligente de muchos que hay en la primera plantilla la temporada que viene no quedarían ni los dorsales, pero a una secretaría técnica como la que hay lo último que se le puede dar es confianza.

Que quieren que les diga del partido. Otro ejercicio de poco fútbol, un show de marionetas calvas dándose mamporros. (Es que me imagino a Pernía, que quieren que le haga). Pero no fue un partido como el del Recreativo, sino que había tensión. Me quedo con la imagen de Proyecto Hombre en la frontal del área contraria jugando al comecocos: que voy para allá, que me pillas, que me doy la vuelta, que no encuentro hueco, donde está la pastilla. Y la pastilla la tenía Forlán. Grande Diego. Forlán cojo vale más que Javi Moreno y Kezman juntos. Por poner dos ejemplos no demasiado comprometedores.

Este año por fin se ha alcanzado el mínimo exigible. Exclusivamente eso: El mínimo exigible. Cualquier cosa por debajo de eso es un fracaso. Casi ochenta millones de euros para que nos eliminen Bolton y Valencia, y quedar cuartos en una Liga de pésimo nivel es un despilfarro insultante. Sin olvidar que hay que pasar una ronda previa de Champions en Agosto. ¿Nadie se acuerda ya del Gloria Bistrita? ¿De lo que sufrimos? ¿De por qué Forlán no es el de principios de temporada?.

Lo que quiero decir es que se ha estado jugando con fuego, y no ha habido quemaduras. La planificación tirando por lo alto ha sido mediocre. Nos hemos tirado media Liga sin medio centro, otra media sin portero (y no me refiero a Abbiati), y casi toda sin laterales. Sólo delanteros y extremos, y no siempre. Parece un milagro haber quedado cuartos, o terceros, si la cosa sale bien.

Estoy razonablemente contento, tras años y años de humillaciones futbolísticas, pero ya está. El Atleti no ha ganado nada, se ha clasificado para jugar la Champions. Punto. Que la Liga este año haya tenido pésimo nivel no es una mala noticia, ya que el Atlético ha sabido mantener el que tenía e incluso repuntarlo un poco. Son los demás los que han sido más malos: al menos dieciséis equipos han sido peores que el Atlético. Dos o tres han sido mejores. Por eso me cabrea ver gente en Neptuno cuando no se ganó nada, me cabrea que no se vea lo de la puerta cero, me cabrea que siga Aguirre cuando no se ha jugado bien, y no se ha planteado bien un encuentro, y me cabrea que a veces la afición sea como el mendigo de Marbella, que dejan que les roben lo que quieran, pero que quede bonito.

-Rico.

P.S: No quiero terminar sin acordarme del Club este que nos iba a quitar la Champions… Si hombre, joder, los del presidente que parece una marioneta calva y cabezona… Sí, esos que eran tan prepotentes… No, el Madrid no, esta vez eran otros… Bueno, es igual, no serán tan importantes si no me acuerdo de ellos.

4 comentarios:

fernando dijo...

SE ha cumplido con la mínima obligación. No es un éxito, es una obligación acabar cuartos en una Liga tan mediocre. Faltan títulos para volver a ser grandes. Un abrazo.

Álvaro dijo...

Como para no estar contento desde el ascenso llevamos sin meternos a Champions.

Saludos.
www.delatletihastamorir.blogspot.com

Billie dijo...

Se puede hablar más alto pero no más claro. Todavía quedo perplejo de que la gente no sólo no vaya a protestar con nosotros a la Puerta 0 sino que encima se sorprenda o incluso se enoje de que protestemos. Quedo perplejo de que la gente saliese del campo casi más contenta que cuando ganamos la liga... y no puedo dejar de sentirme raro de cojones. Al menos, luego leo estas cosas y vuelvo a ver la normalidad. Saludos.

matute dijo...

Acabo de hacer el post del mejor partido del kun, te invito a pasar
Matute
www.elkun10.com.ar